neoreputación

Neoreputación: impacta con tu marca a la vez que la proteges

Tabla de contenidos

Neoreputación: impacta con tu marca a la vez que la proteges

neoreputación

La experta en comunicación y reputación Sara Pellicer nos trae las claves de la neoreputación para lograr visibilidad y autoridad desde el sector porcino al mismo tiempo que nos protegemos de posibles crisis de comunicación.

Descúbrelas en este post y no pierdas detalle sobre cómo puedes aplicarlas.

Redes sociales, email, medios de comunicación, congresos… Hoy en día existen muchas formas de exposición para las marcas, y todas son necesarias para impactar realmente a los potenciales clientes. 

A pesar de que las redes sociales nos dan la posibilidad de comunicarnos de una forma muy sencilla, no quiere decir que no debamos prestar atención al mensaje que elegimos y cómo lo expresamos. Las tradicionales formas de publicidad o marketing están dejando de tener un espacio para dar paso a nuevas técnicas que promueven la marca personal y la prevención de las crisis como parte fundamental de la estrategia de comunicación. 

 

Estas son las cinco claves de neoreputación que harán que tu marca se diferencie de la competencia con coherencia, estrategia y protección. 

1. Marca personal

En un mundo tan expuesto como el actual, contar con una marca personal dentro de una empresa puede ser uno de sus mejores activos. 

A los clientes no les gusta comprarles a grandes empresas, sino a personas, y es gracias a trabajar diferentes perfiles de marca personal dentro de una entidad que se pueden conseguir mejores resultados incluso en mercados muy competitivos. 

La marca personal se puede trabajar en diferentes ámbitos: un perfil de LinkedIn, un evento para los clientes, un webinar de presentación de un nuevo producto… 

Empezar a trabajar la marca personal puede ser un poco complicado al principio, pues requiere de una cierta exposición, habilidades sociales y expertise pero, con la práctica, es algo que se acaba disfrutando y que puede marcar la diferencia respecto a la competencia. 

2. Autoridad y Neoreputación

Todas las empresas se están promocionando (de algún modo), y competir por precio no es una opción. 

Por eso, demostrar la autoridad de una marca puede ser decisivo a la hora de conseguir más clientes. 

Mostrar opiniones de clientes satisfechos, conseguir apariciones en prensa, compartir contenido en las redes sociales que sea de utilidad para los clientes, contar con un blog corporativo… son solo algunas de las estrategias de autoridad que se pueden usar en la actualidad. 

La autoridad ayudará además a evitar crisis de reputación, pues genera mucha confianza en los clientes, que, en última instancia, lo que quieren es trabajar con los mejores. Y eso, hay que demostrarlo. 

3. Estudio de los públicos y el cliente ideal

Porque no todo el mundo habla igual, busca la información en los mismos sitios o tiene las mismas necesidades, conocer quiénes son realmente los públicos de una empresa y su cliente ideal facilitará enormemente el trabajo de comunicación y promoción que se realice. 

¿Y quiénes son los públicos de una empresa? Son todas aquellas partes interesadas en lo que la empresa tiene que ofrecer. 

¿Y quién es el cliente ideal? El prototipo de persona que necesita y está dispuesto a comprar los productos y servicios de una empresa. 

Sí, hay públicos que no son clientes ideales, pero eso no significa que la empresa no deba comunicarse con ellos. 

Un conocimiento exhaustivo de los públicos y el cliente ayudará a entender qué necesita cada entidad, y a saber ofrecérselo en la forma que sea más adecuada. 

neoreputación

4. Comunicación preventiva enfocada a la Neoreputación

Todo lo que se publica en Internet corre a una gran velocidad, y es fácil que perdamos el control de una noticia (verdadera o falsa) sobre nuestra empresa. 

Contar con un plan de comunicación de crisis puede ser crucial pero, sin duda, lo ideal es trabajar la comunicación de forma preventiva para no tener que llegar al extremo de apagar una crisis de reputación. 

La comunicación preventiva se centra en educar a los públicos sobre los productos y servicios de la empresa, entendiendo cuáles son los riesgos de la misma y adelantándonos a ellos a través de una comunicación constante y estratégica. 

De esa forma, las posibilidades de sufrir una crisis se minimizan, pero, aunque llegara, la comunicación realizada hasta el momento habría generado tanta confianza que el impacto de una agresión sería mucho menor y se neutralizaría más rápidamente. 

5. Alto impacto

Ya no basta con comunicar o vender, ahora hay que impactar, emocionar y transformar a la audiencia y a los clientes. 

Para obtener resultados diferentes, hay que realizar acciones diferentes, y eso pasará por usar las emociones, las historias, las acciones disruptivas…

Se trata de crear auténticas experiencias alrededor de nuestros productos y servicios, para ofrecer un recuerdo memorable a nuestros clientes, que les una con la marca a largo plazo, como parte de una comunidad, y no como meros compradores. 


¿Cuál de las claves de Neoreputación estás aplicando ya con tu empresa? ¿Cómo planteas trabajar la comunicación de tu marca a partir de ahora?

Sara Pellicer, experta en comunicación.

Facebook
Twitter
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mejora tus habilidades comunicativas para el sector porcino

Mejora tus habilidades comunicativas

Gracias a esta masterclass gratuita: